En colaboración con

Iniciar Registrarse 

Análisis Need for Speed Rivals

Velocidad y dinamismo se dan la mano para ofrecer una de las mejores experiencias arcade del momento

Publicado por: Fecha: Hace 7 meses
Para todos los amantes de los juegos de conducción arcade, en la memoria siempre quedará la saga Burnout. Aquella sensación de velocidad que se sentía al poner las manos sobre el mando mientras se escuchaba una música que incitaba a apretar más y más el acelerador. Varios años han pasado desde que el último título de la saga saliera a la venta, aunque aquella esencia todavía se puede encontrar sobre las finas huellas que Criterion Games deja en cada juego en el que toma parte.

Y no es que dicho estudio sea el responsable de la creación de Need for Speed Rivals, en absoluto. El mérito de dicho logro corresponde por completo a Ghost Games, el estudio que desde ahora en adelante se encargará por completo del desarrollo de la franquicia. Sin embargo, es inevitable ver la mano de parte del equipo de Criterion que pasó a formar parte de este grupo de trabajo, pues se coge el testigo de Most Wanted de una forma lógica e impecable para presentarnos otra entrega que rebosa adrenalina por todas partes.


Perseguidor o perseguido

La dicotomía clásica en las persecuciones sale a escena para establecer la columna vertebral del juego. Perseguidor o perseguido, o lo que es lo mismo, policía o piloto. Esa será la primera elección -no permanente- que haremos nada más adentrarnos en el extenso mundo abierto de Redview County. Las motivaciones para cada punto de vista son radicalmente opuestas, como cabría esperar. Con lo que la elección desde la cual encaremos la aventura contará con opciones diferentes, así como objetivos radicalmente distintos.

Por la parte del piloto, como era de esperar, llevaremos a cabo actividades que se basarán únicamente en la velocidad, es decir, en retar, competir y sobre todo ganar a rivales que sientan esa necesidad de medir sus capacidades de forma ilegal sobre el asfalto igual que nosotros. A lo largo y ancho de los casi 300 kilómetros que componen el trazado del escenario, nos encontraremos una gran cantidad de opciones para poner en práctica nuestras habilidades.



Podremos retar a otros pilotos, realizar carreras, huir de la justicia… Multitud de opciones que surgen en un plano de mundo abierto en el que el objetivo principal no sólo se limita a ir cumpliendo cada una de estas propuestas, sino que también repercute en la intención y la necesidad de conseguir los llamos SpeedPoints. Esta suerte de moneda nos permitirá adquirir un equipo mejor para nuestros coches, tanto en el bando de los pilotos como en el de los policías, haciendo que las opciones de personalización aumenten, pero también las armas para huir o capturar dependiendo de la facción que controlemos en ese momento.

Y es que, en esta constante lucha llevada a cabo entre los dos bandos, cada uno de los conductores tendrán en su poder varias armas con las que atacar o defenderse de las agresiones que vayan a sufrir en el transcurso de cada una de sus actividades. Así pues, podremos mejorar las capacidades del vehículo, adquirir impulsos electromagnéticos, inhibidores, ondas de choque o incluso solicitar helicópteros de policia. Todo un arsenal que irá incorporándose a nuestras armas conforme acumulemos más de estos SpeedPoints, y que hará cada vez más interesante todos los enfrentamos que se lleven a cabo.


Sin embargo, y pese a que algo hemos comentado acerca de las opciones con las que contarán los dos bandos, la facción policial también tiene un interés claro en el transcurso del juego. Mientras que los pilotos se dedican a la parte delictiva anclada en la necesidad de correr y, sobre todo, ganar, los policías tratarán de impedir que estos alocados conductores se salgan con la suya, y para ello -y como hemos indicado- cualquier herramienta será necesaria para llevar a cabo su propósito.

La diferencia más clara estriba, tal vez -además de en los objetivos, claro-, en la personalización que posee cada bando. Mientras que los pilotos serán capaces de modificar sus coches en la vertiente estética hasta niveles bastante elevados, los policías únicamente podrán cambiar su matrícula como detalle visual. Sin embargo, la elección de los coches de policía va más allá de los modelos de coche, pues cada uno de ellos tendrá tres variantes diferentes.


Y es que, dependiendo del estilo de conducción que marquemos y de las necesidades que en ese momento tengamos, deberemos decantarnos por los coches de patrulla, intervención o incógnito. Los de patrulla serán aquellos que cuenten con un equilibrio mayor en todas sus características, mientras que los de intervención serán mucho más resistentes y pesados. Finalmente, el modo incógnito da la oportunidad de pasar desapercibido por las carreteras del lugar, pillando por sorpresa a todos aquellos que traten de evadirse de la justicia.

Por último, como añadido más importante contaremos con AllDrive, o lo que es lo mismo, la fusión del modo online y offline en el que podremos cruzarnos con jugadores reales mientras llevamos a cabo nuestras partidas. Esta característica está muy bien implementada, y supone una alternativa diferente al simple hecho de encarar la partida compitiendo sólo con la inteligencia artificial del juego.

<< <    Siguiente Página: Página 2 (Page 1 of 2)    >  >>

Comentarios:


84%
Gráficos
85%85%85%
8.50
Sonido
82.5%82.5%82.5%
8.25
Jugabilidad
87.5%87.5%87.5%
8.75
Satisfacción
82.5%82.5%82.5%
8.25

80
Nota media en metacritic.( Basado en 6 medios ).

77%
Nota de usuarios que han jugado a este juego.( Basado en 31 jugadores ).

Need for Speed™ Rivals




Índice del Artículo



 

¡Suscríbete a LaPS3tv!

Suscríbete a nuestro canal de Youtube para estar informado dia a dia de la actualidad del mundo del videojuego

Todo el E3 2014, Trailers, tertulias, entrevistas exclusivas y gameplays

¡Además de numerosos premios que regalaremos entre los suscriptores!

¡Suscríbete ahora!. Son 5 segundos

Social

Amigos: PS3 | Gamewise | PSNow | © LaPS3.com 2006 - 2013 .Bienvenido a la revista lider de videojuegos de PS3